Faltan 10 minutos para la reunión del comité de dirección de InfoJobs, así que me dirijo hacia la sala para llegar puntual, el director general debe ser el ejemplo de lo que pide. El nombre en la puerta, AMBICION, me recibe. Al abrirla, no puedes evitar ver la descripción del valor en una de sus paredes y leerla. A su izquierda, una imagen de unos castellers le dan una nota de color y nos recuerda el día en que los trabajadores consiguieron levantar (con ayuda de expertos) un castillo de 4 niveles, ¡eso sí fue ambicioso por nuestra parte!, y ¡que bien nos lo pasamos!

Ahora me siento y conecto el ordenador, hoy será una sesión extraordinaria. Hoy tenemos que revisar el plan estratégico de la empresa, y necesitamos soñar y pensar en grande. Para poder crear un futuro brillante, el primer paso es imaginarlo, y sin duda alguna, esta sala ya nos prepara para ello.

Mi convocatoria al equipo ha sido con total conciencia de la sala elegida, con la intención clara de conectar con lo que se espera de nosotros desde el primer instante, preparando el subconsciente al leer y aceptar la invitación, y siguiendo con todo el proceso que yo acabo de vivir.

Los valores fueron elegidos con la participación de toda la empresa. Eso significa que son los valores de tod@s, no solo los de la dirección. Después llego un proceso largo y amoroso para darle forma en palabras, elegir un color para cada uno de ellos, bajarlo a comportamientos, buscar un icono que los represente, … Para empezar a integrarlos, buscamos experiencias que nos ayudasen a vivenciarlos, para sentirlos en nuestro interior, más allá de lo puramente material, porque si realmente queremos liderar una compañía con valores, no basta con la mente, hemos de involucrar al corazón.

En la empresa usamos los valores para tomar decisiones, para contratar y despedir, para tener conversaciones profundas con las personas de la organización, y para hacer reuniones con “intención” (como el comité de hoy) en cada una de sus salas.

Este trabajo en el que tod@s participamos, y que todos compartimos, ha creado un espacio donde trabajar en el que los valores de la empresa nos conectan entre nosotros, y con la empresa misma. Todos los días producen la magia, de decir sin tener que hablar, de preparar sin hacer.

Ya van llegando el resto de componentes del comité de dirección. Como si fuese un ritual, todos han leído el nombre en la puerta, mirada a la descripción de la pared e impacto de la foto. Cuerpos relajados, sonrisa autentica y ojos soñadores, sin duda, hoy será una gran sesión estratégica, sin duda todos venimos preparados para lo que toca. Esta es la magia de tener valores (de verdad, y no simples posters colgados en las paredes), corazón y mente unidos resultan imparables.

¡Empezamos la sesión a las 10 en punto!

Jaume Gurt, Responsable de Valores en Humanas Salud Organizacional

Síguenos en Twitter Facebook. Participa en nuestro grupo de networking en LinkedIn

¿Te gustó el artículo?

Suscríbete para recibirlos directamente en tu mail

¡ME SUSCRIBO!!